Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de diciembre, 2021

Relato: La crecida

La crecida     Las calles aún estaban cubiertas de una capa de varios centímetros de lodo y ramas, que trajo el Ebro en su última crecida. Las ruedas de mi Renault Cinco generaban pequeñas olas viscosas. Circulaba con cuidado mientras los vecinos me miraban haciéndome pequeños gestos con las manos, con la palma extendida hacia el suelo y moviéndola de arriba abajo, para que circulara más despacio.     En lo que antes era un mirador, que permitía observar la belleza del río en un día de verano, ahora amontonaban los enseres destrozados por la riada. Poco a poco iban desalojando el barro que cubría el suelo de sus casas.     «Tres días desde la subida y aún siguen quitando mierda. Espero que Iker esté un poco mejor» pensé avanzando hasta el final de la calle donde vivía mi amigo. De todos los que corríamos por aquí de niños, solo él y su familia se quedaron a vivir en el barrio. La navidad del ochenta lo cambió todo.      Tendríamos como doce años por aquel entonces y ya andábamos con pe

5 microrrelatos para leer en 5 minutos

5 microrrelatos para leer en 5 minutos        Hoy os traigo 5 microrrelatos en imágenes para leer en 5 minutos. Alguno te sacará una sonrisa y otro, quizá, te de un poco de miedo.      Sea como sea, os leo en los comentarios.      ¡Felices fiestas a todos! Microrrelato: Christmas time Microrrelato: Amanecer Microrrelato: Walter Microrrelato: Con el viento Microrrelato: Cuñados    

Relato: la cena

La cena      Hola, Papá:      Esta mañana, mamá y yo hemos pasado por la floristería del barrio y hemos comprado la flor de pascua más grande que hemos encontrado. Después hemos pasado por la carnicería de Eusebio, el del segundo y como todos los años hemos comprado un cochinillo segoviano. Antes de que lo envasara, le pedimos que nos enseñara donde tenía el sello ese de calidad y que nos diera uno que no pesara más de cinco kilos, que si no «no es un cochinillo, es un cochinote».      Hemos pasado por casa a dejar los recados y mamá me ha obligado a recoger “mi leonera”. Esta mujer se pasa todo el día renegando de mi orden, y una vez al año, pues que lo he tenido que recoger todo. Un pequeño secreto entre los dos: He metido las cosas a bulto en el armario. De momento no sospecha nada, aunque por poco me pilla un par de veces. Pero, que metiera todo junto y luego hiciera tiempo antes de volver a la cocina ha facilitado mi táctica.      Cuando he salido del cuarto, mamá estaba en el bañ

Nueva cuenta de instagram

Desde hace un par de semanas tengo mi cuenta en instagram @juanrafaelevora a pleno rendimiento. Y para que no os perdáis nada os dejo a continuación una muestra de lo que podéis encontrar allí. Espero que disfrutéis de los microrrelatos y de las imágenes; ambos de cosecha propia.  

Relato: El cochinillo

Relato: El cochinillo      Los dos nos levantamos de la mesa a la vez. Se nos había venido el tiempo encima con los recados de la mañana y no habíamos empezado a comer hasta pasadas las cinco de la tarde. Por suerte dejé la sopa preparada el día anterior y era un tema menos para llevar adelante.      Ese fue nuestro momento tranquilo del día. Antonio sorbía la sopa como un autentico animal sin modales y cada aspiración sonaba como si desgarrara cada molécula del caldo blanquecino.      —Pero hijo, ¿acaso no te hemos dado modales?      —Sí —respondió mientras sujetaba la cuchara a un par de centímetros de la boca y me miraba alzando la vista— pero me gusta escuchar cómo te quejas.      Dio otro sorbo estruendoso y se le escapó una carcajada.      —Venga, no te entretengas que tienes que subir donde tu hermana a por el cochinillo      —¿Y por qué no llamas por teléfono?      «A ver como le explico a este vago saco de hormonas que me apetece estar sola, aunque sea unos minutos», pensé ant